Pedro Gómez, el “torito” cumanés campeón sin corona, abandonado por un indolente estado.

  

Reportaje

(Cumana/09/11/19) Este viernes 08 de noviembre tuvimos la gran oportunidad de coincidir con una de las célebres glorias deportivas de Venezuela, Pedro Gómez, “el torito” cumanés, como le llaman los coterráneos sucrenses, al campeón sin corona de los años 70, que pertenecía a la dinastía “Gómez” de la categoría pluma del boxeo profesional mundial.

La cita la realizamos sin proponernos en los predios o espacios donde estuvo el antiguo gimnasio de boxeo, hoy desaparecido, en su lugar una agencia de ventas de carros usados frente a la iglesia “Virgen del Valle” en la avenida Bermúdez de la ciudad primogénita. Allí me comentó Pedro, que se hizo campeón nacional de su peso en año 1967 en la Plaza de Toros del “Nuevo Circo” de Caracas, destronando a Francisco Bolívar, que para ese entonces noqueo en la mencionada plaza.
“Viví en la Capital de Venezuela cerca de 20 años, ahí me casé y tuve mis primeros hijos, luego nos distanciamos y regresé a mi tierra natal, que no la olvidaré jamás. Giré por más de 19 países peleando sobre los cuadriláteros, conocí mucha gente buena, pero nunca como la de mi tierra”.

Pedro Gómez participó en 35 peleas en el Boxeo profesional, pero nos dijo, que realizó alrededor de 300 combates de por vida, lo que le hizo merecedor del título del “torito del rin”, rúbrica que lo condujo a disputar el título mundial del peso pluma en el año 1978 con Shozo Saijyo, quien para entonces ostentaba el cetro de la Asociación Mundial de Boxeo en la categoría Pluma, contienda donde los jueces localizadamente favorecieron al del patio en decisión dividida de 12 asaltos. Dice Pedro: “Esa pelea la gané, todo el mundo sabe eso, cuando llegué a México todos me decían, campeón, campeón. En Japón para ganar hay que noquear”

Para ese momento en Venezuela, tres eran los aspirantes a obstar por el cetro de la división pluma: Pedro Gómez, Antonio Gómez, Alfredo Marcano (+), Cruz Marcano (+), de los cuatro, dos fueron campeones del mismo cetros en varias Asociaciones, Antonio, quien vengó a su hermano en Japón con el propio Shaio, venciendo por nocaut; y Alfredo, quien vence a Kobayashi tres años después en la mismas condiciones.

   

Pelea de Antonio Vs Saijyo

En una entrevista anterior que realizara al difunto Marcano, campeón pluma, me afirmó que en una oportunidad le preguntaron en Japón, dónde estaba ubicado en Suramérica ese país, que se llama Cumaná; y el cumanés respondió, que éramos la primera provincia del Continente, pero que nuestro país se llama Venezuela.

Fue tanto el impacto, de saber que muchos campeones, oriundos de una sola tierra, era merecedora esta de ser un país por el nivel deportivo exhibido, que este testimonio también lo corroboraron luego Antonio Gómez y “Pantoño” Oronó.

Pedro Gómez nació en Cumaná el 30 de diciembre de 1941, a su 78 años; y después de haberle dado tanta alegría a su pueblo a su país, hoy camina por sus calles como cualquier anónimo, sumido en la desesperanza e inacción, frente a la indiferencia de propios y extraños, por la irresponsabilidad de un estado indolente, que no solo borra la memoria de sus glorias y baluartes, sino que mantiene en la indigencia a la verdadera generación de oro del deporte nacional, que son orgullo de hombres y mujeres, que con tesón y pundonor alcanzaron palmare, como el logrado por el maestro Ely Montes, capaz de hacer campeones a más de tres gladiadores, como, Pedro Gómez, Antonio Gómez, Alfredo Marcano, Cruz Marcano y Antonio Esparragoza.

Te puede interesar

Cargando...
Compartir

Sobre el Autor

Luis Antonio Carvajal Chacón
Licenciado en Comunicación Social Universidad Cecilio Acosta del Zulia Locutor y Moderador de Radio y Televisión en el Estado Sucre CNP: 21.184

Sé el primero en comentar en «Pedro Gómez, el “torito” cumanés campeón sin corona, abandonado por un indolente estado.»

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*