La mascarilla no garantiza protección del coronavirus a hombres con barba o bigotes

   

Caracas 27 de febrero de 2020. El Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) advirtió que la protección contra el coronavirus no está del todo garantizada en personas con vello facial, barba, bigote o patillas, porque “podría romper el sellado de esa mascarilla”.

Igualmente recomendó no usar la mascarilla para protegerse del coronavirus a menos que presente los síntomas de la enfermedad.

Los gases, vapores y partículas en el aire tomarán el camino de menor resistencia, al no haberse logrado el sellado de la mascarilla para lograr la máxima protección, y pasarán por alto la parte del respirador que captura o filtra los peligros.

En contra de lo que se cree, el vello facial no actúa como un filtro natural porque el pelo de los humanos no es lo suficientemente denso y es demasiado grueso para capturar las partículas como lo hace un filtro de aire. Por lo tanto, la gran mayoría de las partículas, gases y vapores siguen la corriente de aire a través del vello facial y hacia el tracto respiratorio del portador.

De hecho, algunos estudios han demostrado que incluso uno o dos días de barba pueden empezar a reducir la protección. Las investigaciones nos dicen que la presencia de vello facial debajo de la superficie de sellado causa una fuga de 20 a 1000 veces más en comparación con los individuos con afeitado limpio.

El CDC recomienda que cualquier vello facial que pueda caber completamente bajo una mascarilla debería estar bien pero podría tener algunos problemas si el vello facial es lo suficientemente largo o cubre lo suficiente de su cara como para empujar contra el sello del respirador y no quedar ajustado, según una información publicada por The Verge

En realidad, la infografía elaborada por CDC no está hecha específicamente para esta epidemia por coronavirus sino que se publicó en noviembre de 2017 para ilustrar el artículo titulado ¿Barba o no barba? ¡Es una buena pregunta!, pero que es aplicable para cualquier situación en la que se necesite usar una mascarilla o un respirador.

  

En noviembre en Estados Unidos se lanza la campaña No-Shave November and Movember para recaudar dinero para causas como la investigación del cáncer y la concienciación, lo que se aprovechó para publicar un artículo con carácter didáctico sobre la eficacia o no de la mascarilla en personas con barba.

El centro estadounidense reitera, a pesar de la actualidad de su infografía, que no se necesita usar mascarilla si se está sano que sólo trata de advertir que puede que no funcione con barba y que estas personas tengan que informarse sobre otras recomendaciones.

Centers for Disease Control and Prevention (CDC) es la agencia del Departamento de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos cuya responsabilidad a nivel nacional radica en el desarrollo y la aplicación de la prevención y control de enfermedades, salud ambiental y la realización de actividades de educación y promoción de la salud.

Con información de: El Mundo

Lee también en Punto de Corte:

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Síguenos en TwitterFacebook Instagram

Punto de Corte

Cargando...
Compartir